Tarde-noche

20121208-230552.jpg

342 – 366

Coger el autobús a las seis de la tarde de un día de diciembre es lo más parecido a coger hacerlo en medianoche, el cielo está absolutamente oscuro. Llega a casa, con la sensación de recogimiento que da la noche, y disfrutas del tiempo que queda, antes de la cena, para dedicarlo a la contemplación, uno de mis asuntos favoritos.

Anuncios