El que lo dice lo es

20121009-081908.jpg

282 – 366

Me he despertado con buenas sensaciones. Positiva, alegre, con energía.
A lo largo del día he ido trabajando en esto y lo otro, una vez más muchas horas, sin importarme, siguiendo sintiéndo que tengo motivos por los que sentirme afortunada y bien.

Me sorprende que, en medio de todos estos sentimientos, alguien que me conoce me pregunte si estoy de mal humor, y que al hablar de ciertos temas se acalore hasta decirme que me he enfadado.

Así que no me queda otra cosa que añadir que “el que lo dice lo es”. Punto final.

Anuncios